Kroptkin

LA LIBERTAD NO SE DA, SE TOMA. Kropotkin

lunes, 18 de mayo de 2009

¿Y esto cuánto vale?

Esto no es más que una pintada en una vieja ventana de un edificio del barrio del Born de Barcelona. Para algunos, incluso será una acto de vandalismo o una muestra de actitiud incívica. Pero si estuviese en un lienzo en la pared del Reina Sofía o el Museo del Prado, con la firma de Tàpies o Miró, muchos lo considerarían el no va más del arte, y estarían dispuestos a pagar auténticas fortunas por él... en fotografía pasa un poco lo mismo, depende quién las firme, son fotos dignas de colección, fotos míticas que marcan una época, pero sin esa firma, se perderían en el universo, cada vez más grande, del limbo fotográfico de las cajas de zapatos (en caso del carrete) o del moderno disco duro... O lo mismo me equivoco...

8 comentarios:

Everything You Know Is Wrong dijo...

Mas razon que un santo Men.

Me encantaria ver a Robert Capa en el Madrid o Barcelona de hoy en dia.
Igual lo que nos llama la atencion de su trabajo, como el de tantos otros, es lo lejano que nos quedan esas imagenes, y no la calidad de su trabajo.
Igual hablo de mas, pero voy todos los años a ARCO ,por ejemplo, y me parece la mayor estafa del mundo en la mayoria de los casos.
Alguien, stoy seguro, se descojona desde su despacho viendo la gente flipar con sus mentiras.

Un año, una mujer de la limpieza, tiro a la basura una obra expuesta. Resulta que era un monton de papeles y latas tirados en el suelo.

Cierto como la vida misma, men.

VolVoreta dijo...

Cuanta razón tienes!!!!

Cuanta razón tenéis!!!

De todos los museos de arte moderno...he salido con la misma sensación de "incomprensión". No comprendo cómo ni por qué a muchas de las obras se le llama arte.
Con las exposiciones de fotografía me pasaba un poco lo mismo...
Cría fama y échate a dormir!

Buena reflexión AlberT.

Te dejo un beso.

-=Theysa=- dijo...

Para mí, el encanto se encuentra en lo que dice cada fotografía a quien la ve; supongo que como todo en el arte las "buenas" son las fotos que saben transmitir algo más que un buen encuadre y una composición original, aunque no siempre dependa del que se encuentra tras la cámara.
Espero que no le importe que utilice alguna de sus fotos para ilustrar mis escritos, hay algunas ciertamente inspiradoras ;)
Un saludo

antonion dijo...

Más razón q un santo, como siempre Alberto.

©Aritz dijo...

Joder como me gusta pasar por aquí para leer tus pequeñas reflexiones.
Cuantas obras de arte vemos por las calles y solo se miran de reojo.

Buena toma.
Saludos.

Biel dijo...

Cierto Alberto. Y es verdad que la fotografía y el "arte callejero" vid graffiti tampoco se libran de las altas cifras estrechamente relacionadas con quien las firma. Sino mira los casos de Andreas Gursky (fotografía) y del archi(des)conocido Bansky (graff).

En fin, me podría enrollar una eternidad, pero prefiero quedarme con tu reflexión. Directa, clara y concisa. Genial.

Y como diría Clause Debussy: "El Arte es la más bella de las mentiras".

Saludos!

Gon dijo...

no te equivocas en absoluto, creo que muchas obras callejeras tienen más sentimiento que las que hay colgadas en los museos, sin animo de lucro y esas cosas...
como siempre, ¡buen trabajo!

marga ferrer dijo...

Muy buena Alberto, muy buena. Creo que el buen arte es el que finalmente se recuerda, y no porque nos lo vendan todos los días, sino porque pasan los años y sigues recordando esa pintada, foto, cuadro, pintura... El tiempo es la clave, creo. :-) Abrazos